“Duré tres días en Tinder por motivo de que salí espantada”

Celia asegura que ligar por medio de internet siendo lesbiana serí­a “horrible” debido al gigantesco número sobre cuentas falsas controladas por varones que fingen acontecer mujeres: “Te preguntan cómo estás e inmediatamente después te mandan fotos sobre la tía en toples o vestida sobre colegiala. El 100% de las veces nunca pertenecen a la cristiano que la manda, lo sé por motivo de que he recibido varias veces la misma forma sobre variados cuentas”. A esto Tenemos que sumarse las mensajes “guarros carente acercarse a cuento” desplazándolo hacia el pelo las “invitaciones a hacer un trío”. “Es desagradable e intimidatorio, da mal rollo”: explica la mozo.

“Mucha personas pregunta de gratis sobre qué color tengo el vello púbico”, dice Carlos, un pelirrojo asiduo de Grindr: app especializada en contactos gais: mismamente como de Tinder. Asegura efectuarse experimentado las mismas estados que las amigas heterosexuales: no obstante cree que entre los homosexuales que se encuentran abiertos a alguna cosa más que un rollo sobre la noche lo tienen todavía más complejo en el ambiente online.